Buscar por:

El pasivo de una empresa lo componen las deudas y obligaciones que tiene contraídas una empresa debido al desarrollo de su actividad económica.

El pasivo trata de financiar y hacer funcionar el activo de la empresa, ofreciendo información acerca de la estructura financiera, capital financiero, origen de recursos y fuente de financiación ajena. Se trata, por ejemplo, de la adquisición de un préstamo.

¿Cómo se calcula el pasivo?

El pasivo representa uno de los 3 elementos patrimoniales del balance de situación, junto al activo y al patrimonio neto. Como ya hemos indicado en su definición, el pasivo está compuesto por aquellas deudas y obligaciones que tiene la empresa contraídas.


Su cálculo se hace de la siguiente forma:

¿Para qué sirve el pasivo?

El aumento o disminución del pasivo afecta al activo de la empresa; no obstante, no sucede lo mismo al contrario, ya que el aumento o disminución del activo puede deberse al pasivo o al patrimonio neto.

Por otro lado, es importante mencionar lo ideal que sería que la empresa encuentre un buen equilibrio entre sus obligaciones a corto plazo con las de largo plazo. Esto le permitirá a la empresa poder acceder a financiaciones sin obstáculos, pues evitan riesgo de impago ante nuevas obligaciones.

Componentes del pasivo

El pasivo se subdivide en dos masas patrimoniales:

  • Pasivo corriente: se trata de las obligaciones que tiene la empresa a corto plazo. En términos contables esto quiere decir que tiene una duración inferior a un año.
  • Pasivo no corriente: por otro lado, el pasivo no corriente es aquel que se compone de deudas y obligaciones del largo plazo (vencimiento superior al año). A diferencia del pasivo corriente, las obligaciones pueden generar intereses por los que la empresa sí debe ir pagando mes a mes, o trimestre a trimestre (dependiendo de como se haya establecido el pago).
  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • SiNo

Artículos relacionados

  • Ingresos

    ¿Qué son los ingresos? El conjunto de ganancias, monetarias o no, que una empresa recibe en el ejercicio de su actividad y que le suponen una ganancia.

  • Coste de oportunidad

    El coste de oportunidad es muy útil a nivel financiero y empresarial pero también podemos aplicarlo en nuestra vida cotidiana cuando valoramos decisiones.

  • IVA

    El IVA forma parte de nuestro día a día, pero ¿sabemos en qué consiste? Descubre cómo funciona uno de los impuestos que más pagamos y quiénes lo declaran.

  • Pasivo corriente

    El pasivo corriente abarca las deudas a corto plazo y afecta a la financiación, por lo que debemos conocer de qué se compone este pasivo circulante.

  • Balance de Situación

    ¿No sabes qué debe incluir tu balance de situación? Descubre cómo es este elemento indispensable para la contabilidad de la empresa y cómo estructurarlo.

  • Activo corriente

    La característica destacada del activo corriente es su capacidad para convertirse en dinero líquido. Conoce cómo se obtiene y cómo se compone este activo.

  •  
    Última actualización del portal: 23/10/2020